Es normal que mi bebé se mueva mucho y de pataditas

El sentir los movimientos de tú bebé, por primera vez es algo que no vas a olvidar nunca. Solo es comparable con la sensación que tuviste cuando te enteraste que ibas a ser mamá. Pero solo tienes que esperar entre el cuarto a quinto mes de gestación, para verificar si esto es verdad o no.

 

Aunque tú bebé se mueve desde el momento de su concepción estos movimientos por lo grande que aún le queda el útero tú no los sientes. Lo cual es normal. A partir de la semana 12 el bebé realiza movimientos más activos, su musculatura y sistema óseo se va fortaleciendo. Empuña las manos, y realiza movimientos con la boca.

Para la semana 20, podrías sentir una leve molestia en el bajo vientre, algo muy tenue, son pataditas o choques de tú bebé con las paredes del útero pero el liquido amniótico los amortigua. Tres semanas después ya tú bebé tiene mayor masa muscular y grasa, ya podrás sentir sus movimientos.

Aproximadamente cuando tengas 180 días de embarazo, ya los movimientos de tú bebé serán más perceptibles y en ocasiones pueden semejar sobresaltos. Si tú te asustas, oyes algún ruido muy fuerte, o haces un movimiento brusco, igual reaccionará él. Movimientos reflejos que en esta etapa de embarazo, es normal que los sientas.

Y así va evolucionando un embarazo normal. Cada día tú bebé crece y se mueve, aunque en ocasiones puedes creer que no lo hace, por tú rutina diaria. Pero al estar en clama, reposando puedes hasta ver como la piel de tú barriga “ondea” o como parece que una parte de su cuerpo va a salir por ella, gracias a que tú bebé se mueve dentro.

Si tú bebé pasa mucho tiempo en una misma posición, eso podría causarte una molestia normal, es decir, puedes sentir como una especie de calambre o una leve presión en esa área. Pero al él cambiar de posición esa molestia cede. A medida que el feto crece y se desarrolla, menos espacio va a tener dentro del útero, pos eso a medida que pasan las semanas, los movimientos tiene den a sentirse más.

Si los movimientos de tú bebé representan molestias que llegan a asustarte o causarte dolor, puedes seguir algunos de estos consejos, quizás te puedan ayudar:

  • Si te vas a recostar, hazlo del lado izquierdo de tú cuerpo.
  • Mantén la calma, no te desesperes, eso lo calmará a él también.
  • Coloca tú mano, donde lo sientas y háblale, eso aunque no lo creas ayuda a que cambie de posición.
  • En la medida de lo posible, (sabemos que lo harás), chequea cuales son los movimientos de tú bebé, que es lo normal y que es extraordinario.
  • Si los movimientos de tú bebé siempre te causan dolor, y este aumenta con los días, es bueno que lo consultes con tú medico.

Tú bebé debe moverse siempre. Recuerda que las primeras semanas de embarazo son imperceptibles sus movimientos y al final del embarazo son más tenues. Pero en el transcurso de esos dos períodos es totalmente normal que se mueva y que te de pataditas. Es sinónimo de que ¡está sano y feliz!