Cuales son los beneficios de esperar unos minutos para cortar el cordón umbilical

img

El pinzamiento “tardío” del cordón umbilical, se define como el pinzamiento que ocurre después de los dos a tres minutos de vida del recién nacido.

Según estudios, el realizar el pinzamiento prematuro del cordón umbilical, aumenta el riesgo de que el bebé pueda sufrir de anemia durante las primeras 24 semanas de vida. Se dice que los bebés entran en anemia durante los primeros cuatro a seis meses de vida, siendo base dentro las normas de salud y por la cual se tiende a recomendar la suplementación con hierro porque se sabe que hay una anemia en ese período. Lo que se no se explica es que, esto es causado por el pinzamiento prematuro del cordón.

Beneficios del pinzamiento tardío del cordón umbilical

Científicos estudiaron a más de cuatrocientas embarazadas, dividiéndolas en dos grupos, en donde unos se les cortaría el cordón de manera inmediata después del nacimiento y a otros después de unos minutos de espera.

Estos mismos bebés fueron analizados cuatro años después, hallando una mejor habilidad de motricidad fina en los niños que se les había cortado el cordón umbilical a los tres minutos. También tuvieron menor deficiencia de hierro durante la infancia y aparentaban tener mejor interacción social. Sin embargo, no se hallaron mayores diferencias en el desarrollo cerebral, el coeficiente intelectual o la conducta en general.

Los expertos creen que retrasar el pinzamiento del cordón umbilical durante dos o tres minutos después del parto, permite que la sangre fetal que queda en circulación de la placenta pueda ser transfundida al recién nacido y este proceso, según los investigadores, se ha asociado con un mejor nivel de hierro durante los primeros seis meses de vida.

Mucha gente dice que la circulación materna y la del bebé están conectada, que su sangre pasa por el bebé y vuelve a ella, lo cual es falso. La circulación de la madre circula por un lado y la del bebé por otro, la placenta sólo sirve como una especie de filtro, dejando pasar únicamente los nutrientes y el oxígeno que son captadas por la circulación del bebé, llevándolas hacía el bebé.

La OMS recomienda cortar el cordón umbilical entre 1-3 minutos después del nacimiento o cuando esté haya dejado de latir. Según las investigaciones durante el primer minuto después de nacer pasan 80 ml de sangre de la madre al recién nacido, llegando a ser más 100 ml cuando han pasado 3 minutos.”

Es importante evitar los pinzamientos prematuros porque al hacerlo se dejan una cantidad necesaria para el bebé, de sangre en la placenta. Así es como ellos terminan en anemia después de esos seis meses de vida. Se tiene que dejar de descartar esa sangre que es para el bebé, para evitar gastos en suplementos de hierro en un futuro, se disminuye el riesgo de hemorragia interventricular, la anemia y quizás ver una mejoría en su vida más adelante.

Las reservas de hierro son fuerte predictor del posterior estado del hierro y posible sufrimiento de anemia durante la infancia. Mejora el estado hematológico del bebé a los dos y cuatro meses de edad, realizando esta práctica a los prematuros o nacidos con bajo de peso disminuye la necesidad de transfusión sanguínea por anemia o baja presión sanguínea y reduce la necesidad de ventilación mecánica. Esto también es recomendado para los bebés nacidos por cesárea.

This div height required for enabling the sticky sidebar
0 Shares
Share via
Copy link
Powered by Social Snap