Vivir con un hombre equivaldría a 7 horas de trabajo extra para la mujer

La universidad de Michigan ha relevado unos datos muy importantes y es que las mujeres que se casan o las que comienzan a vivir con su pareja suman unas siete horas extras de trabajo a su jornada semanal.

Esto quiere decir que el vivir con un hombre cansa mucho más a las mujeres que el trabajo.

Vivir con un hombre equivale a 7 horas de trabajo extra a las mujeres

Muchas mujeres quizás siempre sueñan con casarse o de vivir con sus parejas, pensando e imaginando que al llegar casa tendrán un momento más tranquilo y lejos del estrés del trabajo o de la calle. Pero esta linda idea es totalmente equivocada.

Un investigador de análisis social afirma que durante el matrimonio el hombre trabaja más fuera de casa pero en cambio la mujer más labores doméstico, y esto es algo que empeora cuando la mujer también trabaja fuera de casa.



El estudio lo realizaron observando el comportamiento evaluando cuanto tiempo tardan tanto los hombres como las mujeres en las tareas domésticas así como cocinar, planchar, limpiar y lavar.

Esto incrementa en mujeres mayores

Gracias a esto se descubrió que las mujeres menores y que no se encuentran en una relación gastan menos de su tiempo en las tareas del hogar. En el caso contrario las mujeres mayores y casadas trabajan el doble en su hogar.

Sin duda alguna este número aumenta en cuanto la familia se incrementa. Una muy buena recomendación es que la pareja trate de involucrarse en las tareas de la casa, que la limpieza se convierta en algo de dos y esto sería lo más justo.

Esto no quiere decir que en todo matrimonio este es el caso, por eso es importante que exista un equilibrio en el hogar entre los dos con las tareas pendientes del hogar, ponerse de acuerdo quien puede lavar un día, cocinar de manera turnada.

Recuerden que es muy importante y algo totalmente fundamental la comunicación, recuerden que son pareja y si ambos trabajan lo más adecuado es que entre ustedes tengan un hogar en total armonía y que este tipo de situaciones no sea algo o que se convierta en un tema de discusión entre ustedes.

La solución es vivir en armonía

Recuerden que el vivir juntos lleva un proceso de adaptación, esto quiere decir que los modos de hacer las cosas, las costumbres, la manera de cocinar todo eso siempre será distinta.

Este proceso quizás lleve un par de meses así que no desesperen, ya que deben de encontrar una forma de hacer las cosas que sea muy cómodo y práctico para ambos.

También deben de aprender a delegar ya que se comete el error de que una misma persona haga todas las tareas siempre así que solo confía en tu pareja.

Por este motivo deben de compartirse las tareas de esta manera se cansaran menos y podrán pasar más tiempo juntos que eso es muy importante. Una buena forma de llevar esto a la práctica es que se realice una lista con las principales tareas que se deben de realizar en casa día a día.

Recuerda que para formar ese hermoso hogar es necesario el amor, la tolerancia, la comprensión y también las demostraciones de afecto.