¿Qué es un parto loto?

El parto Lotus o loto, tiene como finalidad el no cortar el cordón umbilical al momento del nacimiento, es decir, se tiende a dejarlo unido a la placenta del recién nacido hasta que este se caiga por sí solo. El desprendimiento del cordón se da aproximadamente al tercer o cuarto día luego de haber ocurrido el nacimiento.

Actualmente, esta modalidad es muy común en varios países tales como Canadá, Estados Unidos y Australia. El parto loto se caracteriza por el proceso de parto del bebé en la residencia, pero paralelamente también se da en aquellos centros hospitalarios en donde se practican los partos tipificados como naturales.

El origen de esta nueva técnica proviene de una enfermera de los Estados Unidos residenciada en la ciudad de California, conocida como Clair Lotus Day, quien para el año 1974 optó porque su hijo naciera de esta forma. Ella estaba motivada por sus estudios de carácter espiritual, lo que terminó resultando en una buena técnica muy beneficiosa para la salud del recién nacido.

Lotus o parto integral

Esta técnica del Lotus también es definida como un alumbramiento integral, en donde el bebé nace y luego sale la placenta, la cual no es cortada, dando como consecuencia que los dos permanezcan juntos.

El por qué de que los dos queden juntos se debe a que la placenta es un órgano que va a estar encargado de nutrir y proteger al recién nacido desde el primer momento de su concepción y además ella y el recién nacido poseen la misma información del ADN, lo que la hace parte del bebé.

Estudios de la Organización Mundial de la Salud (OMS)

Para el año 1996, la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó un artículo en donde aconsejaba la técnica del pinzado tardío, la cual consistía en seccionar el cordón umbilical en un periodo no mayor a los 5 minutos, lo que quiere decir que esto se haría cuando dejase de palpitar.

De acuerdo con algunos estudios científicos realizados por la OMS, se demostró que esta técnica minimiza el riesgo de una hipoxia, que es la carencia de oxígeno en el cerebro del bebé recién nacido. También evita una posible anemia o hipoglicemia y, a la vez, favorece el proceso de regular de manera precisa el pH en la sangre del recién nacido.

La técnica del parto Lotus se visualiza en un campo más avanzado, en donde el cordón nunca se va a cortar y la placenta permanecerá unida al bebé luego de haber sido expulsada. Es bien importante destacar que la placenta está definida como la raíz de la vida, por todas las conexiones a nivel vascular que esta posee; sin embargo, también es un órgano que alimenta de espiritualidad al bebé. Entiéndase por espiritualidad la relación intrínseca en perfecta armonía que tiene el futuro individuo desde adentro hacia afuera con toda la naturaleza y las emociones y sentimientos emanados y recibidos por la madre.

Por esta razón el alumbramiento loto o Lotus se concibe como la práctica que respeta totalmente todos los elementos naturales involucrados al momento del nacimiento. Es por ello que esta técnica evita la intervención de elementos o agentes que no sean netamente naturales.